martes, 19 de enero de 2010

EL PROGRESISMO CHILENO: NI CHICHA; NI LIMONADA



El juego de “los parecidos” pego fuerte, y la culpa la tiene la maldita información gorila, que no es nada más que la desinformación estúpida y mediática de las cuales se hace eco la gilada.


Comparar a Piñera con Mauricio, que es Macri, o la similitud con “el colorado” De Narváez, es realmente una barbaridad y mucho menos, sumarse al festejo tonto de profetizar “el golpe” triunfal de la derecha en nuestro país, por decantación, en fín una ridicules total digno de la tilinguinada. Obviamente ese análisis es producto de un analfabetismo político que termina como terminan todas las profecías de estos falsos vudúes, en nada. Porque digo esto??? Analicemos:

Primero, se desconoce que en Chile reina una elite política, que esta alejada del pueblo (algo similar a los ´90 en nuestro país) donde la política de Estado “Pinochetista” es y será intocable, donde “el Progresismo chileno” no es "ni chicha ni limonada", mantiene sus viejos cuadros, no ha renovado sus políticas, y se ha manejado pidiéndole permiso a la derecha y a los grupos económicos dominantes durante estos casi 20 años en ningún momento han cuestionado "El Modelo".

Segundo, durante este tiempo los pueblos originarios (Mapuches), las organizaciones sociales, los organismos de derechos humanos no han sido tenido en cuenta por ningún gobierno, es mas, de los cuatro presidentes solo uno gano en primera vuelta los otros tres resultaron vencedores en las segundas vueltas, gracias a los votos de la izquierda chilena. Desconocer esto es hablar sobre hechos coyunturales y no sobre el problema histórico, que es sin duda el problema de fondo.

Para terminar se pudo observar el buen trato de la clase política chilena, al termino de los comicios,  escucharlos hablar de “Consenso Democrático” es darse cuenta que en ningún momento se tocaron los intereses de ninguna parte. Eso nunca estuvo en juego.

Es por eso que sin duda, se vienen tiempos de cambio para los chilenos, la izquierda tendrá que ponerse a la cabeza de las luchas, “los progres”, tendrán que dejar de serlos y convertirse en revolucionarios, depurando sus primeras filas, es la única forma que Chile asuma su rol, en el tablero de ajedrez Latinoamericano, para darse cuenta le falta vivir la experiencia que hemos vivido en Argentina en el 2001, que seguramente de la mano de Piñera les será posible vivirla.

Ahora bien, si hemos comprendido esto, seguramente entenderemos por que Cristina no desayuna, ni mucho menos almuerza con "gorilas", aquí de este lado de la cordillera se discute un “Modelo de País”. Asi es senores... les gusten o no le gusten!!!.

http://www.goear.com/listen/61820a9/ni-chicha-ni-limona-victor-jara

3 comentarios:

Roca genocida dijo...

concuerdo, ganara quien ganara, no iba a ver cambios de fondo.
Piñera asume con funcionarios pinochetistas blanqueados, Frei es el hijo de uno de los mayores desestabilizadores del gobierno de Allende.
En Chile cabe eso de, la farsa de la democrácia burguesa

Emy dijo...

Saludos! que estés bien, compartimos en algún punto, de todos modos diferencias hay.
Beso!

OMAR MENDOZA dijo...

Es verdad Roca Genocida, esos son puntos que tambien son dignos de destacar.
Emy, la finalidad de expresar puntos de vistas es para iniciar el debate, la discusón(aunque muchos se asustan de esta palabra)asi uno es como crece y se forma, un gusto saber tu opinión, besos